Brasil, el país del futuro…. y del presente

Crisis de la deuda. Rescates en Grecia, Portugal e Irlanda. ¿Y España? El Banco de España pronostica una caída del PIB del 1,2% para este año 2012, mientras que el Fondo Monetario Internacional (FMI) eleva ese descenso a un 1,7%, pudiendo llegar hasta un 3,2% en el 2013 si persiste la crisis. Los demás países europeos atraviesan una delicada situación económica y financiera, sumidos en un mar de incógnitas.

En ese contexto, en un momento de recesión o crisis como la que actualmente estamos atravesando en España, no es de extrañar que los inversores europeos y las empresas españolas, y no solo las grandes corporaciones (Telefónica, Santander, OHL, y otras muchas), sino también las pequeñas y medianas empresas (PYME),  esten dirigiendo su mirada y sus pasos hacia mercados emergentes en busca de alternativas. Y Brasil es claramente uno de los destinos preferidos.

Además de ser Brasil mucho menos vulnerable a la volatilidad de los mercados financieros internacionales que España y que el resto de la zona euro, hay otra serie de factores que convierten a ese país de dimensiones continentales en uno de los lugares más atractivos del mundo para invertir y desarrollar negocios. Por ejemplo, la abundancia de sus recursos naturales, su estabilidad política, su población de casi 200 millones de personas, mucho más joven que la europea, y su enorme potencial económico.

Para los inversores y para las empresas españolas es cada vez más importante,  casi imprescindible en muchos casos, conocer y aprovechar las oportunidades de inversión que hay abiertas en Brasil, como así lo demuestra el hecho de ser el mayor receptor de inversión extranjera de todo el continente latinoamericano, con casi U$ 50.000 millones en el año 2010 y unos U$ 60.000 millones en el 2011.

Pero Brasil es también un país lleno de contrastes y que tiene unas características muy particulares, que hay que conocer para prevenir posibles sorpresas desagradables. Los particulares y las empresas que consideren la posibilidad o conveniencia de invertir en Brasil, además de tener la experiencia o habilidades requeridas por el negocio o proyecto de que se trate, también deben conocer en profundidad los ‘tics’ del país de destino, sus oportunidades, su cultura empresarial, sus limitaciones y sus riesgos.

Antes de tomar cualquier decisión respecto a una posible inversión en el extranjero es fundamental analizar detenidamente todos los factores que pueden determinar el éxito o el fracaso de la inversión, y entre esos factores es esencial la previa y concienzuda planificación del proyecto o negocio y el adecuado asesoramiento respecto a sus aspectos jurídicos, fiscales y administrativos.

Con el fin de ofrecer una idea general sobre las oportunidades de inversión en Brasil, se irán exponiendo en este blog algunos datos de índole económica, jurídica y tributaria, así como información práctica sobre aspectos relevantes a tener en cuenta a la hora de invertir en Brasil, el país del futuro…. y del presente.